Existe un vínculo muy especial entre el pintor Joan Miró y la localidad de Mont-Roig del Camp. En este pueblecito poseían sus padres una masía y es donde el artista disfrutaba de los veranos y donde, a principios de 1900, fijó su residencia para combatir una enfermedad. Fue durante ese retiro en la masía cuando decidió dedicarse por completo a la pintura, período en el que se gesta la primera etapa de su obra.

La vida en el campo, los paisajes, los colores y la luz fueron su fuente de inspiración.

Precisamente para divulgar la obra de Miró, la vinculación de ésta con Mont-Roig y homenajear la figura del artista nació la Fundación Mas Miró, que convirtió la masía en el Mas Miró, un punto de interés turístico de obligada visita si queréis profundizar en la vida y obra de este genio.

El Mas Miró está compuesto por diferentes edificios:

  • La masía
  • El jardín
  • El taller
  • El gallinero
  • Los campos
  • La capilla
  • El corral

Existen diferentes tipos de visita: estándar, guiada, especiales, escolares, teatralizadas o visita taller familiar. Además, cuentan con el servicio de cesión de espacio para celebración de eventos y organizan actos y eventos artísticos y culturales.

Podéis encontrar las tarifas, horarios y más información en la web www.masmiro.com

 

”Cuando viajo siempre llevo en el maletín una algarroba de Mont-roig.“ – Joan Miró

Solicita Información

Si quieres más información no dudes en escribirnos.

1 + 11 =